¿Por qué nos reflejamos en el agua?

Todos los objetos están hechos de diferentes materiales, y de esos materiales algunos reflejan la luz y otros dejan que pase a través de ellos. Los materiales que se llaman opacos impiden el paso de los rayos de luz; por ejemplo, una puerta de madera, como no permite que la luz pase a través de ella, no podemos ver al otro lado.

Existen otros materiales que se llaman traslúcidos y sólo dejan pasar una parte de la luz, como los lentes oscuros, que evitan que el sol te deslumbre y al mismo tiempo puedes ver todo lo que te rodea.

Los materiales transparentes permiten que la luz pase a través de ellos, como una ventana de vidrio en la que puedes ver el paisaje de afuera. Por último tenemos los materiales reflejantes, como un espejo o una lámina de acero, que hacen que los rayos de luz reboten.

ninos-reflejo

Sin embargo, te habrás dado cuenta de que hay superficies transparentes donde podemos reflejarnos, como algunas ventanas o en el agua. Si estamos parados frente a un estanque, muy cerca de la orilla, una parte de la luz que nosotros mismos reflejamos del sol pasa a través del agua, mientras que otra parte rebota y se queda en la superficie, por eso podemos ver nuestra imagen reflejada; a este fenómeno se le conoce como «reflexión total interna».

Un comentario en “¿Por qué nos reflejamos en el agua?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *