Villanos de las profundidades

Es normal temerle a lo desconocido y sabemos que la profundidad, sea del mar o de un lago, puede guardar muchos secretos o enemigos. Al menos así lo cuentan los mitos, las películas y demás historias que hacen crecer nuestra imaginación.

El monstruo del lago Ness

También se le conoce como «Nessie», porque muchos sienten cariño por él. Es un monstruo legendario que vive en un lago de Escocia llamado Ness —de ahí su nombre—. Al igual que Yeti o Pie Grande, se cree que es muy tímido y por eso no se deja ver.

Las únicas pruebas que hay de su existencia son los testimonios de los lugareños de Ness y una foto tomada en 1934 que muestra que Nessie es de cabeza pequeña, cuello alargado, tiene dos aletas y su tamaño es muy grande. Ciertas teorías aseguran que se trata de la evolución de una creatura prehistórica llamada plesiosaurio.

nessi

Nivel de peligrosidad: Nula.
Puedes nadar a su lado, si es que logras verlo.

El Kraken

Aún no se define si es un pulpo o un calamar gigante que mide 3 kilómetros de la cabeza a la punta de su tentáculo más largo. Vive en la profundidad del mar, pero tiene la capacidad de emerger rápidamente para alimentarse con un barco y toda su tripulación. Sin duda, eso asusta a cualquiera.

Desde el siglo XIII, la mitología nórdica —o sea, las antiguas creencias de los pueblos de Noruega, Suecia y Dinamarca— ya contaba algo sobre su existencia, pero en el siglo XVIII este cabezón villano se hizo más famoso con los relatos de los marineros, quienes decían que éste subía a la superficie cuando los fuegos del infierno lo calentaban.

Aunque seguramente exageraban un poco, sabemos que en la realidad sí existe un calamar —no tan grande como el de los mitos— que puede medir hasta 18 metros, pesar más 350 kilogramos y expulsar un líquido que enturbia las aguas para esconderse de su enemigo.

kraken

Nivel de peligrosidad: Muy alto, si es que decides volverte pirata y vivir en un barco.

Úrsula

Es una bruja mitad pulpo, mitad humana; fría, calculadora y muy vengativa. Apareció por primera vez en la adaptación del cuento La Sirenita —escrito por Hans Christian Andersen en 1837— para la película de Disney del mismo nombre. En ésta, Úrsula engaña a Ariel y le quita su voz a cambio de convertirla en humana; aunque su plan principal es apoderarse del tridente del rey Tritón y gobernar el océano.

Otra versión cuenta que la razón de haberlo hecho, era vengarse de Tritón, pues él le arrebató la parte del Reino submarino que le pertenecía a ella; además, la desterró sin razón alguna a las profundidades del mar. Quizá, después de todo, esta villana no era tan mala.

ursula

Nivel de peligrosidad: Muy bajo si eres humano, pero si eres una sirena o un tritón que le robó sus tierras, todo lo contrario.

Moby Dick

Es temido por los cazadores y marineros más expertos; también, famoso por ser imposible de cazar y por causar heridas profundas en quien lo intente. Moby Dick es un cachalote blanco de gran tamaño y fuerza que puede recordar quién lo ha atacado para así cobrar venganza

Apareció por primera vez en la novela del mismo nombre escrita por Herman Melville, en 1851, en la que Moby Dick es perseguido por el capitán Ahab, quien se empeña en vengarse porque esta creatura marina le arrebató su pierna.

moby

Nivel de peligrosidad: Medio alto.
Si te ataca, cuida tus piernas.

Tiburón

Es un un inteligente y enorme tiburón blanco que, como Moby Dick, nadie puede cazar. Su leyenda comenzó con la película Tiburón (1975), que cuenta la historia de una tranquila comunidad de los Estados Unidos aterrorizada por este animal, pues todos creen que los comerá.

Todos los que vimos esta película nos hizo pensarlo dos veces antes de meternos al mar durante las vacaciones de verano. Aunque en el fondo sabemos que se trata de un tiburón mecánico, definitivamente no volvimos a ver la playa de la misma forma. Por último, hay que recordar que los ataques de tiburón no son tan comunes y que es más fácil que una ola te devore a que uno de ellos lo haga. Por eso siempre carga con tu chaleco salvavidas.

tiburon

Nivel de peligrosidad: Bajo. Ni siendo animatronic serías su primera opción para comer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *